Mientras Duarte y Borge huyen… Malova vacaciona tranquilo

Por rabiaytinta

Cada día que pasa se afianza más el supuesto pacto de impunidad que han denunciado académicos y políticos de Sinaloa. El gobernador actual, Quirino Ordaz Coppel –un administrador público y empresario hotelero de Mazatlán que hasta antes de ser candidato a Gobernador era un diputado federal priista poco conocido en lo local y en lo nacional–, no ha iniciado ninguna investigación por posibles actos de corrupción en contra de su antecesor, Mario López Valdez, alias Malova, al menos no que se haya hecho pública.

Malva es un ex priista que llegó a la cabeza del Ejecutivo local bajo las siglas del conservador PAN, y del izquierdista PRD.

A diferencia de los gobernadores de Veracruz, Javier Duarte; de Quintana Roo, Roberto Borge; de Sonora, Guillermo Padrés; de Nuevo León, Rodrigo Medina; de Aguascalientes, Luis Armando Reynoso Femat; de Tamaulipas, Tomás Yarrington; o de Tabasco, Andrés Granier, Malova se pasea con toda tranquilidad y sin ninguna denuncia penal en su contra. Al menos no que se haya dado a conocer.

El 12 de enero pasado Malova subió una foto a la red social de Facebook donde se le ve ataviado con ropa deportiva y conviviendo con sus tres hijos mientras sostiene una bolsa de frituras. La imagen fue acompaña del siguiente mensaje: “Chavalos vacacionando unos días con la polla, mi prieta y mis hijos mucho tiempo sin hacerlo, tan relajado que me genera a ratos nostalgia tanta tranquilidad. La próxima semana a los tacos y mariscos!”

Malova ha disfrutado sus primeros 15 días de ex Gobernador con total tranquilidad –dejó el cargo desde el 31 de diciembre–, muy diferente al resto de los ex mandatarios. Cuando se le preguntó a Quirino Ordaz Coppel sobre la existencia de alguna investigación contra López Valdez, el priista comentó que “no habrá cacería de brujas”, una oración regularmente utilizada por los políticos mexicanos cuando han decidido no castigar actos indebidos.

Norma Sánchez, directora de la organización civil, Iniciativa Sinaloa, que trabaja temas de transparencia y combate a la corrupción, le dirigió una carta a Quirino donde le solicitó una posición clara en contra de los actos ilegales cometidos en el sexenio pasado. “Su declaración suena a más de lo mismo. Su dicho me causa una especie de desesperanza respecto a la firmeza y valor que muchos ciudadanos esperamos del próximo gobierno para que se dejen de robar los recursos de los ciudadanos”, dijo en una columna política.

La relación entre el actual y el anterior mandatario de Sinaloa parece idónea y conveniente para ambos. El 31 de diciembre, día del relevo de la administración, Malova subió unas fotos con Quirino Ordaz a su cuenta de Facebook, y escribió: “Hoy Sinaloa es un Estado fuerte que puede mirar al futuro con mayor confianza y optimismo. Servir a Sinaloa es el más grande honor que podemos tener, pero servir a los Sinaloenses en momentos de dificultad como los que nos ha tocado vivir, sin duda alguna, es un honor mucho mayor. Felicidades Quirino, seguro estoy que tú y tu equipo sabrán responderle a Sinaloa poniendo todo su amor y esfuerzo. Enhorabuena!”

Quirino Ordaz Coppel y Mario López Valdez, actual y anterior Gobernador de Sinaloa.
Quirino Ordaz Coppel y Mario López Valdez, actual y anterior Gobernador de Sinaloa.